Los casinos online se sitúan como uno de los mayores sectores del comercio electrónico

El comercio electrónico se ha extendido por todos los sectores de la economía española en los últimos años, aunque algunos de ellos han conseguido adaptarse más rápidamente a las demandas exigidas por los consumidores tecnológicos. El sector del juego, con los casinos y las apuestas como protagonistas, es uno de los que más ha crecido en el mundo digital gracias a su capacidad de adaptación a los nuevos tiempos. Cada vez son más los operadores, como es el caso de Betway casino en línea, que apuestan por el mercado español para lanzar sus propias plataformas de juego online. Un salto digital que se combina con la proliferación de los establecimientos de ocio físico a lo largo y ancho de la geografía española.

Los casinos online cuentan con múltiples ventajas respecto a los tradicionales. La comodidad, la rapidez y la amplia variedad de juegos de azar son algunos de los aspectos que han convertido a los casinos online en una de las formas de entretenimiento más populares en la era digital. Además, los operadores de juego del ámbito nacional se han adaptado a las nuevas tecnologías, especialmente con el lanzamiento de aplicaciones móviles, para cumplir las exigencias tecnológicas de los jugadores. Una transformación con la que han conseguido un rápido acercamiento a las nuevas generaciones, que son los principales consumidores online.  

Las últimas cifras demuestran que el sector del juego online es una de las mayores industrias en el comercio electrónico en España. Según señala el ‘Informe anual de mercado de juego online estatal’ de 2018 publicado por la Dirección General de Ordenación del Juego (DGOJ), el sector del juego online movió, en términos de cantidades jugadas, 17.349 millones de euros durante el año pasado. Unas cifras que sitúan al juego, tanto online como presencial, como un importante sector económico en el territorio nacional, que representa un gasto alrededor del 1% del Producto Interior Bruto (PIB) de España.

La importancia en el comercio electrónico de las apuestas y juegos de azar también se ve reflejada en los datos de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC). Según las últimas cifras ofrecidas por este organismo, que van de julio a septiembre de 2018, el comercio electrónico movió por primera vez en la historia de España más de 10.000 millones de euros en un solo trimestre. Una facturación en la que 400 millones (un 3,9% del total) corresponden a las apuestas y juegos de azar, que han experimentado un crecimiento del 45,4% en el tercer trimestre del pasado año.

Los casinos online siguen creciendo exponencialmente en España. Cada vez hay más jugadores que apuestan por esta forma de entretenimiento online tan popular, al mismo tiempo que también crece el número de nuevo operadores en el mercado español. Un ámbito digital donde se encuentran los juegos de azar tradicionales que siempre han llamado la atención de los jugadores en los establecimientos físicos, como es el caso de las máquinas tragaperras o la ruleta. Toda una serie de ventajas para un sector imparable que ha conquistado a los amantes de los juegos de azar.