Growth Hacking: qué es y cómo puede ayudarte en tu eCommerce

El growth hacker, que aglutina conocimientos de marketing y de programación, es el encargado de aumentar el número de usuarios en los comercios electrónicos

Tal vez no hayas oído hablar aún del growth hacking. Este término anglosajón está cobrando fuerza en los últimos tiempos por su repercusión en el marketing online. Y es que los negocios en la red necesitan de la figura del growth hacker para potenciar el número de clientes asiduos a ellos. En este artículo te explicaremos qué significa este término y cómo puede beneficiarte este perfil en tu eCommerce.

Definición y competencias

El termino growth hacking fue acuñado hace unos años para referirse a esa metodología que combina la analítica y la creatividad para hacer aumentar el número de personas alrededor de una startup. Se trata de una manera de combinar las herramientas y la creatividad al servicio de una empresa para lograr llegar un paso más allá y hacerlo de forma diferente. Su primer objetivo es avanzar más allá de las técnicas de marketing tradicionales, para diseñar estrategias que posibiliten el crecimiento de las empresas de nuevo recorrido que necesiten generar grandes cantidades de usuarios.

Para llevar a cabo este objetivo, el growth hacker analiza el entorno del comercio electrónico en todos sus aspectos. Primero, deberá prestar atención a todas las métricas que sean necesarias para hacer aumentar el número de usuarios, así como las formas que tienen de acceder o cuánto tiempo pasan en él. De esta forma podrá profundizar en los campos que le generen mayor número de tráfico y potenciarlos mediante sus técnicas. Ahí es donde entra en juego el segundo paso, que será buscar la manera de generar tráfico de forma creativa, algo que este perfil debe tener como característica primordial. El growth hacker está preparado para generar tráfico según mejor convenga a la empresa, ya que tiene conocimientos de códigos, html, estrategias de crecimiento y para virilizar contenidos. El último paso será comprobar cómo se ha traducido su trabajo en el aumento de usuarios, para ello tendrá que analizar el contexto y definir su llegada a la página web.

Growth Hacking: qué es y cómo puede ayudarte en tu eCommerce

Fases de growth hacking

Desde Marketing Guerrilla nos muestran cuáles serían las cinco fases que todo growth hacker tiene que llevar a cabo para realizar bien su trabajo:

  • Encajar el producto en el mercado. Tienes que averiguar si tu producto es adecuado al público al que te ofreces. Antes de promocionarlo, debes saberlo e invertir en mejorarlo si aún no está adaptado a su mercado. Consulta entre usuarios y pregúntales su opinión al respecto.
  • Encontrar la función del producto orientada al marketing. Buscar una de las características del producto que sirva para atraer al público mediante una estrategia de marketing.
  • Haz viral lo que has encontrado: a través de esa característica de producto, intenta que se haga viral. Por ejemplo, Hotmail vinculó un enlace con la posibilidad de conseguir una cuenta de correo gratuita. Spotify se integró con Facebook y Dropbox te ofrecía espacio gratis si conseguías unir a más amigos.
  • Fideliza y optimiza: Cuando hayas logrado captar la atención del cliente, intenta fidelizarlo y mejorar la usabilidad de tu producto. Debes seguir creciendo y recuerda que es muy complicado conseguir usuarios nuevos. Intenta contentar a los que tienes para que hablen bien de ti y agradéceles su confianza.
  • Empieza de nuevo: Una vez lo hayas conseguido, debes volver a comenzar. Tendrás que restablecer objetivos para seguir en la brecha, porque puede llegar otro que te quite los usuarios manteniendo esas ganas de crecer. Hay que practicar y esforzarse para continuar en la lucha.

Ejemplos

Una vez explicada la teoría, te preguntarás cómo puedes aplicar técnicas de growth hacking en tu negocio. Es muy sencillo porque ya se han creado varios precedentes que pueden servirte de guía para tu comercio online.

  • Opción freemium: si tu negocio ofrece un servicio mediante suscripción, ésta es una opción interesante. Ofrece parte de tu servicio de forma gratuita a los clientes. Empresas como Dropbox o Spotify ya lo han hecho con sus clientes y han logrado captar su atención hasta el punto de contratar sus servicios de pago. Esta opción te servirá para darte a conocer y llamar la atención sobre tu público.
  • Invitaciones exclusivas: en el caso de que tengas un producto que solamente funciona a través de una invitación, intenta crear un apartado para clientes especiales. Es decir, crea invitaciones exclusivas. Ofrece tu producto a un número concreto de usuarios y ofréceles la opción de invitar a algún amigo. Ellos probarán tu servicio y lo recomendarán si les ha convencido. Esto te ayuda a captar su interés sobre el producto y a considerarlo exclusivo.
  • Gamificación: la gamificación se basa en la creación de juegos dentro de un servicio o producto para incentivar a los usuarios a llevar a cabo acciones que le convengan a la empresa. Por ejemplo, en algunas páginas te dan más ventajas dentro del servicio si te registras al newsletter o si eres un usuario activo hasta el punto de darte bonificaciones si estás dentro de los primeros puestos del ranking.

Por último, te recomendamos que eches un vistazo al post de 40 de fiebre sobre las 32 herramientas más adecuadas  para cada acción de growth hacking. ¿Sabes cuál es la tuya?

Seguir a @foroecommerce

Seguir a @satinest

El post Growth Hacking: qué es y cómo puede ayudarte en tu eCommerce apareció primero en Foro de Economía Digital.