El comercio electrónico en España: crecimiento e innovación

El comercio electrónico facturó el año pasado 30.406 millones de euros en España, siendo un 25,7% más que en 2016, según datos ofrecidos por la CNMC (Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia), con los 24.185 millones de euros que ingresó el año anterior. El sector con ingresos más importantes en este tipo de comercio ha sido el sector turístico con un 15,6% de la facturación total gracias a operadores y agencias de viajes. El avance, en la economía española, de este fenómeno de las compras online es positivo en buena parte al desarrollo de métodos de pago más seguros, a la confianza del consumidor y en la ampliación de tecnologías al alcance de buena parte de la población, sobre todo a la alta penetración del acceso de Internet en teléfonos inteligentes. Veamos a continuación las industrias con más facturación, algunas de las empresas con más éxito en Internet e innovaciones pioneras en España.

Industrias con más facturación e innovaciones en español

Algunas de las industrias con más ingresos en el último trimestre de 2017 fueron los operadores turísticos y agencias de viajes con un 11,3% de la facturación en total; las aerolíneas con un 7,5% y la industria textil al por menor con un 7,1%. Por otro lado, la cantidad de compras y ventas registradas en el último trimestre del pasado año llegó a los 154,5 millones de operaciones, llegando así a un aumento del 31,5% respecto a los 117,5 millones de euros en el mismo periodo del año 2016. Las apuestas y juegos de casino online van a la cabeza del ranking por transacciones con el 6,8% en parte por la gran oferta que tienen y en parte por la practicidad. Por su parte el transporte de pasajeros por tierra con un 6,6% y la venta de música, libros y papelería en general con el 5,8%. Teniendo en cuenta la procedencia geográfica de estas ventas, las tiendas de comercio electrónico en España llegaron a aglutinar un 50,2% de los ingresos entre septiembre y diciembre de 2017 (13,8% procedentes del exterior), mientras que el 49,8% restante pertenecían a compras con origen en España a tiendas online extranjeras.

Algunas de las industrias más conservadoras están despertando ante la gran demanda de consumo en el comercio electrónico, de esta manera la industria automotriz está empezando a vender coches online a golpe de clic como hizo Javier Duque Lora, de 50 años, al comprar un Opel Grandland X a través del gigante americano Amazon. Otras de carácter más dinámico y con más competencia intentan innovar como por ejemplo el imperio español Zara que lanzó, a modo piloto, una aplicación de realidad virtual ofreciendo al consumidor una experiencia de usuario diferente a la de su competencia. Además de las innovaciones que van surgiendo en el mercado online, los negocios se acogen cada vez más a iniciativas comerciales en versión digital como el “Cyber Monday” o el “Black Friday” para aumentar sus ventas mediante descuentos agresivos y muy atractivos para muchos de los internautas.

Las grandes plataformas comerciales con más éxito

El comercio electrónico ha cambiado muchas cosas, desde la manera en que los consumidores compran sus servicios y productos hasta la forma en que éstos se presentan, además de nuevas plataformas relacionadas con la publicidad online. Ahora el consumidor presta más atención al proceso de compra ya que tiene herramientas que no existían antes del desarrollo comercial de Internet y es por eso por lo que utilizan más tiempo en comprar precios con la competencia y prestaciones en cada uno de los productos, que cada vez se pueden adquirir con más facilidad. Facebook, lanzada en 2004 por Mark Zuckerberg, se ha convertido de red social a un mercado global de publicidad segmentada para los negocios; Microsoft, fundada por Bill Gates, pasó de vender programas en CD a relanzar sus productos bajo demanda con la marca online Office 365; Alibaba y Aliexpress, cofundadas por el multimillonario Jack Ma, es ahora el competidor asiático más fuerte de Amazon, ni quiera la americana eBay. Estos son tan sólo unos ejemplos que dan una perspectiva global de lo que el comercio electrónico es hoy en día y de cómo irá cambiando en un futuro muy próximo.

La red de redes ha cambiado la manera en la que nos relacionamos, teniendo en cuenta que el consumo de productos y servicios es una de las más necesarias costumbres en nuestra sociedad. Las compras online van ganando terreno a las de toda la vida siendo los dispositivos móviles uno de los grandes aliados para este sector en auge.